Desde hace 4 años Mario González vive un infierno junto a su familia: uno de sus hijos es adicto a la pasta base. Aunque han hecho todo lo posible por ayudarlo no se ha rehabilitado. El 23 de enero, en un acto desesperado, dejó de comer para presionar la aprobación de un proyecto de ley de Salud Mental que incluya la internación de adictos aún sin su consentimiento. Ya decaído por beber solo agua y perder 10 kilos, el ex candidato a alcalde de San Fernando explica sus razones para tomar esta medida y cómo está impulsando la creación de una agrupación compuesta por familias que atraviesan el mismo infierno.
Scroll to top

Contáctanos

Envíanos tus consultas o comentarios

Estamos en:

Victorino Lastarria 90
Santiago de Chile

Suscríbete y recibe nuestro Newsletter